Un Certificado de Profesionalidad es el instrumento de acreditación oficial en una cualificación profesional del Catálogo Nacional de las Certificaciones Profesionales. Acreditan el conjunto de competencias profesionales que capacitan para el desarrollo de una actividad laboral identificable en el sistema productivo sin que ello constituya regulación del ejercicio profesional. Tienen carácter oficial y validez en todo el territorio nacional y son expedidos por el Servicio Público de Empleo Estatal y los órganos competentes de las Comunidades Autónomas.

¿Cómo se obtienen?

  • Tras la superación de todos los módulos formativos que integran un Certificado de Profesionalidad, a través de acciones formativas promovidas y autorizada a la Administración laboral.
  • Mediante la superación de los procedimientos para la evaluación y acreditación de la competencias profesionales adquiridas a través de la experiencia laboral o de vías no formales de formación de un Certificado de Profesionalidad. Existen la posibilidad de obtener acreditaciones parciales unidades de competencia que serán acumulables y conducentes a la obtención de un Certificado de Profesionalidad, una vez se hayan acreditado todas las unidades de competencia.

Requisitos de Acceso

Para acceder a las acciones de formación de un certificado de nivel 1 no se exigirán requisitos académicos ni profesionales. Para acceder a certificados de nivel 2 y 3 los alumnos deberán cumplir alguno de los requisitos siguientes:

Tener el título de Graduado en Educación Secundaria Obligatoria (ESO) para el nivel 2 o el título de Bachiller para el nivel 3

Tener ya otro certificado de profesionalidad del mismo nivel al que se desea acceder.

Tener una serie de competencias clave necesarias, relacionadas con matemáticas y lengua castellana y extranjera especificadas en el Anexo IV del Real Decreto 34/2008, de 18 de enero.

Tener superada la prueba de acceso a la universidad para mayores de 25 años y/o de 45 años

Si se desea acceder a un certificado de nivel 2, tener un certificado de profesionalidad de nivel 1 de la misma familia y área profesional.

Cumplir el requisito académico de acceso -o haber superado las correspondientes pruebas de acceso- a los ciclos formativos de grado medio para el nivel 2 o de grado superior para el nivel 3

Ventajas

Inserción laboral

La obtención de un Certificado de Profesionalidad facilita la incorporación a un puesto de trabajo. Sus contenidos regulados oficialmente garantizan las habilidades necesarias para desempeñar un puesto de trabajo concreto.

Titulación oficial.

Los Certificados de Profesionalidad tienen un valor doble. Por un lado, se obtiene una titulación oficial de formación profesional tanto a nivel nacional como en los estados miembros de la Unión Europea y por otro la acreditación de las competencias para desarrollar un puesto de trabajo determinado.

Flexibilidad de la Formación

Los Certificados de Profesionalidad están divididos en módulos y unidades formativas que pueden cursarse por separado. No es necesario cursar un certificado completo de una vez, aunque para obtener el mismo se deben de haber superado todos los módulos. Asimismo, el Real Decreto 189/2013 de 15 de marzo, facilita la modalidad de impartición contemplando aparte de la modalidad presencial, la teleformación o e-learning, modalidad esta que ofrece mayor control y calidad formativa.

Formación gratuita.

Se puede llevar a cabo esta formación mediante la formación Bonificada amparada en el marco del Sistema de Formación Profesional continua, regulado actualmente por el Real Decreto 395/2007, de 23 de Marzo de 2007, y que se desarrolla por la Orden Tas 2307/2007, de 27 de Julio. Asimismo y en base al RD 189/2013 enunciado con anterioridad, se pueden impartir los Certificados de Profesionalidad mediante el nuevo Contrato para la Formación y el Aprendizaje dentro del marco de la nueva formación dual.

Aspectos de la Normativa

Los certificados de profesionalidad, regulados por el Real Decreto 34/2008, de 18 de enero, forman parte del nuevo marco formativo a nivel europeo que identifica competencias profesionales y garantiza su reconocimiento en toda Europa. En nuestro país, los certificados de profesionalidad están reconocidos, acreditados y avalados por el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) junto con la Administración Laboral competente de cada Comunidad Autónoma. Otorgan validez y reconocimiento de competencias a nivel Europeo lo que facilita el acceso al mercado laboral y su movilidad internacional en toda Europa.

Cada certificado de profesionalidad identifica y acredita una cualificación dentro del Sistema Nacional de Cualificaciones Profesionales y Formación Profesional. Es, precisamente, el Sistema Nacional de Cualificaciones Profesionales y Formación Profesional (SNCFP) quien promueve y desarrolla la evaluación y acreditación de las competencias y las recoge, en última instancia, en el Catálogo Nacional de Cualificaciones Profesionales.

Las novedades en torno a los Certificados de Profesionalidad recogen modificaciones sustanciales en su reconocimiento europeo y modalidad de impartición.

De este modo, el Real Decreto 34/2008, de 18 de enero queda modificado por el Real Decreto 189/2013, de 15 de marzo, con el fin de adecuar la regulación de los certificados de profesionalidad en relación con el nuevo contrato para la formación y el aprendizaje, así como, con la formación profesional dual contenida en el Real Decreto 1529/2012, de 8 de noviembre, por el que se desarrolla el contrato para la formación y el aprendizaje y se establecen las bases de la formación profesional dual, así como en relación a su oferta e implantación y en los aspectos que dan garantía a la calidad del sistema.

El citado Real Decreto 34/2008, de 18 de enero estable, previo informe de las Comunidades Autónomas, que el Ministerio de Empleo y Seguridad Social es la institución que determina las condiciones de impartición de los certificados de profesionalidad en las modalidades presencial y teleformación garantizando la calidad de su impartición.

La presente orden desarrolla esta última modalidad, la teleformación, para la impartición de los certificados de profesionalidad. Esto permite configurar una oferta formativa flexible y de calidad adaptada a las necesidades de los trabajadores y de las empresas en el marco de la Ley Orgánica 5/2002, de 19 de junio , de las Cualificaciones y de la Formación Profesional.

La oferta formativa de los certificados de profesionalidad podrá impartirse mediante teleformación en su totalidad o en parte, de forma presencial o teleformación e incluso realizarse parte en una empresa a través de la formación profesional dual.

 
  • Real Decreto 34/2008, de 18 de enero, por el que se regulan los Certificados de Profesionalidad.
  • Real Decreto 1675/2010, de 10 de diciembre, por el que se modifica el Real Decreto 34/2008, de 18 de enero, por el que se regulan los certificados de profesionalidad y los reales decretos por los que se establecen certificados de profesionalidad dictados en su aplicación.
  • Real Decreto 189/2013, de 15 de marzo, por el que se modifica el Real Decreto 34/2008, de 18 de enero, por el que se regulan los certificados de profesionalidad y los reales decretos por los que se establecen certificados de profesionalidad dictados en su aplicación.