El contrato para la formación y el aprendizaje tiene por objeto la cualificación profesional de los trabajadores, en un régimen de alternancia de actividad laboral retribuida en una empresa, con actividad formativa recibida en el marco del sistema de formación profesional para el empleo o del sistema educativo.

Características principales

Es un instrumento destinado a favorecer la inserción laboral de los jóvenes.

Tiene por objeto la cualificación profesional de los trabajadores en un régimen de alternancia de actividad laboral retribuida en una empresa.

Requisitos de los trabajadores

No tienen que tener cualificación para un contrato en prácticas.

Tienen que tener una edad comprendida entre 16 y 29 años.

En el caso de tener alguna discapacidad o pertenecer a colectivos de exclusión social en empresas de inserción, no existen límites de edad.

La actividad formativa esta dentro del marco del:

Sistema de formación profesional para el empleo (Certificados de profesionalidad).

Sistema educativo (Título de Formación Profesional).

Duración del contrato para la formación y el aprendizaje

Mínimo: 1 año permitiendo un máximo de dos prórrogas.

Máximo: 3 años.

Salario

Con carácter general el salario mínimo Interprofesional, en función del trabajo efectivo en la empresa. Los convenios colectivos pueden establecer los salarios de los trabajadores contratados en formación.

Consideraciones a tener en cuenta

Los trabajadores con contratos de formación no podrán realizar horas extraordinarias, ni trabajos nocturnos, ni turnos, salvo en el supuesto previsto en el artículo 35.3, del estatuto de los trabajadores (prevenir o reparar siniestros y otros daños extraordinarios y urgentes).

No se podrán celebrar contratos para la formación y el aprendizaje cuando el puesto de trabajo correspondiente al contrato haya sido desempeñado con anterioridad por el trabajador en la misma empresa por el tiempo superior a doce meses.